Cruceros clase "Brooklyn" en la Armada Argentina:

Al finalizar la segunda Guerra Mundial, la Armada Argentina comenzó un programa de reequipamiento. La neutralidad en la contienda había traído aparejada una "sequía" de equipos y repuestos, y las unidades se encontraban disminuídas en su capacidad útil. A su vez, los alcances tecnológicos de los últimos años habían dejado obsoletos a muchos de sus buques.

Mas allá de programas puntuales (como la instalación de radares en los buques existentes) se empezó a considerar la compra de unidades mayores de superficie para mejorar la capacidad combativa de la escuadra. Pero no fue sino hasta 1951 cuando dicha aspiración pudo concretarse. En ese año, el gobierno de los Estados Unidos decidió transferir 2 cruceros livianos a cada una de las naciones del ABC C-4 ARA Gral. Belgrano. Click para Ampliar
Foto: ARA via J. Núñez Padín
(Argentina, Brasil, Chile) como una forma de mantener la paridad de armamentos en la región.

Chile recibió el O'Higgins (Ex USS Brooklyn, CL 40) y el Capitán Prat (Ex USS Nashville, CL 43). Brasil recibió el Barroso (ex USS Philadelphia, CL 41) y el Tamandaré (ex USS St. Louis, CL 49, semi gemelo de los Brooklyn)

C-5 ARA 9 de Julio. Click para Ampliar
Foto: ARA via J. Núñez Padín
Así, a su vez, el 5 de Diciembre de 1951 se incorpora a la Flota de Mar el ARA 17 de Octubre, C-4 (Ex USS Phoenix, CL 46). Y el 5 de Abril del año siguiente, lo haría el ARA 9 de Julio, C-5 (Ex USS Boise, CL 47). Con la incorporación de ambos buques se inció una profunda transformación en la Marina, desde cambios en el Reglamento General del Servicio a Bordo y el Reglamento
General del Material hasta la rápida asimilación de los profundos cambios tecnológicos, como ser el radar para control tiro, etc.

Luego de los sucesos de Septiembre de 1955, el ARA 17 de Octubre pasa a llamarse ARA Gral. Belgrano. Dicha resolución se basaba en la inconvenciencia de mantener en unidades navales nombres demasiado cercanos en la historia nacional. Unos meses después, ya en 1956 se produce una colisión entre ambos cruceros durante un ejercicio nocturno. Afortunadamente, ambos buques pueden ser reparados y retornan al servicio activo en pocos meses.

Así transcurren algunos años de servicios en la escuadra, hasta que en 1968 el ARA Gral. Belgrano es partícipe de otra revolución tecnológica con la incorporación de los misiles Antiaéreos Sea Cat. La primera salva de misiles se realizó el 4 de Noviembre de 1968.

Pero ambos buques comenzaban a mostrar el cansancio de más de treinta años a flote. El C-5 realizó su última navegación operativa en Mayo de 1971. Luego fue amarrado en la Base Naval Puerto Belgrano. Dejó de depender de la Flota de Mar y pasó a depender de la Base en sí. En 1977 fue radiado del servicio y vendido en 1981 a una empresa privada.

Otro era el final reservado al C-4. Merced a los esfuerzos de los técnicos, siguió operativo aunque con sus capacidades disminuidas. En esas condiciones es que fue a la guerra de Malvinas. El 2 de Mayo de 1982, cuando navegaba Bajo el comando del Capitán de Navío H. E. Bonzo con el Grupo de Tareas 79.3 al sur de las Islas Malvinas, y fuera del área de exclusión impuesta por el Reino Unido, fue torpedeado por el submarino nuclear de ataque HMS Conqueror, comandado por el Capitán de Fragata Wreford-Brown. El viejo crucero no pudo resistir los dos impactos de torpedos y se hundió una hora luego de ser alcanzado. A las 17 horas de ese día, en las coordenadas 55o 24' S y 61o 32' W culminaba, trágicamente, la trayectoria de los cruceros clase Brooklyn en la Armada Argentina.

Características de los cruceros clase Brooklyn:

Fuentes:
-www.warships1.com
-CL's Arguindeguy-Rodriguez "Las Fuerzas Navales Argentinas"
-CL Rodriguez "Buques de la Armada Argentina 1970-1996"
-G. Crespo "Memorias del Alte. Rojas"
-CN Bonzo "1093 Tripulantes"

Santiago L. Aversa

Monografias/Books by Jorge Nuñez Padin

(C) 2000 www.FuerzasNavales.com